Logotipo de Abogado divorcio en Málaga
Consulta On-line
CONTACTE CON NOSOTROS

No tengo dinero para costearme el divorcio.

Muchas parejas que quieren divorciarse nos dicen “quiero divorciarme, pero no tengo dinero”. El dinero es una gran preocupación en un divorcio ya que para llevarlo a cabo hay que invertir dinero en abogados. Pero también dependiendo del resultado final, es posible que una de las partes tenga que pagar la manutención de los menores o si hay una descompensación bastante grande en salarios, tendrá que pagar a su pareja una cantidad determinada por el juez, la cual sería la pensión compensatoria. Cuando se plantea un divorcio, el dinero suele ser una gran preocupación para las parejas y suele ser una razón por la que mucha gente decide echarse para atrás, incluso cuando existen graves problemas de pareja.

Entonces, ¿Cómo afrontar una separación?, ¿cómo dar sus primeros pasos hacia el divorcio? Cuando una pareja ante una crisis matrimonial ya tiene claro que su matrimonio ha llegado a su fin, que no tiene futuro y opta por el divorcio o separación es muy importante ponerse en manos de un buen abogado, lo que le permitirá un importante ahorro económico, de tiempo y en disgustos.

En muchos matrimonios, uno de los cónyuges no hace posible la separación debido a la falta de recursos económicos por lo que se plantea la cuestión de si merece la pena separarse o mantener un matrimonio no deseado.

Ya sabemos de antemano que una separación o divorcio tiene un coste económico, por lo que si la capacidad económica no permite el poder pagar un buen abogado la solución será buscar un abogado de oficio.

Solicitar un abogado de oficio

El abogado de oficio podrás solicitarlo en el Servicio de Orientación Jurídica del Colegio de Abogados de tu provincia. Pero antes deberás cumplir unos requisitos para poder disponer de un abogado de oficio:

  • Ser español o ser parte de un país miembro de la Unión Europea, o tener residencia legal en España.
  • Cumplir con los requisitos económicos que digan que no puedes hacer frente al pago de un abogado particular y por ello tienes que recurrir a uno de oficio. Los ingresos de toda la unidad familiar (ya sean salarios o pensiones o ayudas) deberán estar debajo de un límite que es diferente cada año y se fijan según el IPRM. Sin embargo, si resulta ser un divorcio contencioso, solamente se contarán los ingresos de aquel que solicita el abogado de oficio.

Las mujeres que hayan sufrido violencia de género podrán solicitar asistencia jurídica de forma gratuita independientemente de los recursos económicos que dispongan. Para ello tiene que haber una denuncia de violencia de género y que la sentencia sea absoluta.

Si recibes un abogado de oficio, podrás recibir asesoramiento gratuito de un abogado profesional y tener una entrevista con él para aclararte cualquier cuestión relacionada con el divorcio. También tendrás derecho a que este mismo abogado te represente en el juicio y la representación de un procurador. Entre otros profesionales a los que podrás acceder serán peritos, psicólogos y otros profesionales, sobre todo si se trata de un divorcio contencioso ya que será necesario realizar las pruebas psicológicas necesarias.

Si el problema es que debido a la dedicación familiar la capacidad económica de uno es superior a la del otro se podrá solicitar una pensión compensatoria. Esta pensión puede ser temporal o por tiempo indefinido y por lo general se regirá por lo que acuerden las partes en el Convenio Regulador o si no hay acuerdo lo que dicte el Juez.

Divorcio con hijos

Si tiene hijos menores de edad y quiere divorciarse, será necesario que la otra parte haga frente a los pagos de la pensión alimenticia. Esto será puesto en común entre ambos abogados y si no hay un punto en común se llevará a juicio y el juez será el que estudie detenidamente su caso y determinará cual será la cantidad a pagar.

En el caso de que el problema realmente sea que la pareja no tenga capacidad económica para vivir por separado, (dos viviendas, hipoteca, gastos de luz, calefacción…) la solución será el mantener una convivencia lo más razonable posible con el marido o la mujer sabiendo que la relación como pareja ya ha finalizado, o separarse y tener que apretarse el cinturón para así poder hacer la vida que uno realmente desea.

Si después de todo lo anteriormente comentado necesita un buen abogado en divorcios a precios económicos no dude en ponerse en contacto con el nuestro. Le ofrecemos un precio muy barato con grandes facilidades en el pago.

Pida una cita previa a nuestros abogados de divorcios en Málaga con una simple llamada de teléfono o a través de la web.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE