Logotipo de Abogado divorcio en Málaga
Consulta On-line
CONTACTE CON NOSOTROS

Liquidación del régimen económico matrimonial

Liquidación del régimen económico matrimonial

Una de las consecuencias tras el divorcio es la liquidación del régimen económico matrimonial. El régimen económico matrimonial es aquel conjunto de normas que regulan las relaciones económicas del matrimonio.

Tipos de regímenes económicos-matrimoniales

Existen diferentes tipos de regímenes económicos, siendo dos los más habituales: separación de bienes y gananciales.

La separación de bienes implica que los bienes de cada miembro de la pareja son de su exclusiva propiedad. Cuando se produce el divorcio, este régimen facilita el reparto de bienes puesto que queda claro qué bienes pertenecen a cada cual. Suele ser la opción más utilizada por parejas que tengan ingresos independientes y de distinta cuantía, o para cónyuges que pertenezcan a un grupo llamado de riesgo patrimonial o tengan participaciones en diversas empresas y negocios. Con una separación de bienes la otra parte se asegura que no se vea perjudicada por las pérdidas de la empresa de la que participa su cónyuge.

El régimen de gananciales otorga la propiedad de cada bien o patrimonio adquirido durante la vigencia del matrimonio a partes iguales entre los cónyuges. Tras la separación o divorcio deberán repartirse equitativamente estos, lo que puede alargar el proceso ya que en algunos casos deberán previamente llevar a cabo la venta de algunos bienes.

Tipos de bienes

  • Bienes gananciales: Son bienes comunes a ambas partes durante el matrimonio, y el propietario es la propia sociedad conyugal. Estos bienes pueden ser dispuestos por ambos cónyuges independientemente de cuánto haya aportado uno frente al otro. En caso de divorcio, se repartirán en la liquidación del régimen económico-matrimonial.
  • Bienes propios: Son los bienes que los cónyuges poseían antes del matrimonio (también llamados bienes privativos) y que no se ponen en común con la otra parte. También son considerados bienes propios las herencias y regalos. En caso de divorcio no pueden repartirse al disolver la sociedad conyugal, ya que solo pertenecen exclusivamente a la persona que los posea. También se considera bien propio todas las compras que se hayan realizado con el dinero que fuera propio del cónyuge, debidamente especificado el origen de dicho dinero, ya que si no pasaría a considerarse como un bien ganancial.

Hay que tener en cuenta además que no solo se reparten los bienes y patrimonio, también las deudas se reparten por lo que deberán liquidarse previamente estas antes de proceder con el reparto.

En España rige por defecto el régimen de gananciales, salvo que el matrimonio hubiera elegido expresamente otro tipo de régimen. En cualquier caso, este régimen por defecto puede variar según la CCAA en la que nos ubiquemos.

La liquidación del régimen económico puede ser compleja en según qué casos, dependiendo del patrimonio existente, régimen económico y si existe común acuerdo entre el matrimonio o no a la hora de liquidarlo.


Fases del procedimiento

  • Fase de formación de inventario: Se inicia con una solicitud, acompañada de una propuesta y la demanda de divorcio o separación. En dicha propuesta deberán constar las diferentes partidas de activo y pasivo (los bienes y las deudas de la pareja) que deban incluirse en el inventario, teniendo en cuenta la legislación, y documentos que justifiquen la existencia de dichas partidas.
  • Fase de liquidación: Se presenta en el Juzgado una demanda de solicitud de Liquidación del Régimen Económico Matrimonial. Se necesita la intervención de un contador partidor y un perito especializado para cada clase de bienes. El contador tendrá que realizar las operaciones contables que repartan el inventario a ambos cónyuges, en el plazo máximo de dos meses, y emitir un informe con la valoración de cada partida y el resultado de la adjudicación a cada parte.

Para proceder a la liquidación del régimen económico-matrimonial es importante contar con un asesoramiento legal especializado en este tipo de cuestiones. Nuestro despacho le proporcionará los servicios del mejor abogado de divorcio en Málaga que le ayudará con todos los trámites necesarios para llevar a cabo la liquidación del régimen matrimonial, entre otros.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE